Jueves 27.12.2012, 17:21 hs | Montevideo, Uruguay.

Activar lengüetas



 
 
5 5 14 14
Vota por esta Noticia:
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  • 14 votos
Comentarios: 4

MARCELA DOBAL

El gobierno cierra un año con "crecientes desequilibrios" en materia económica que le impondrán en su agenda para 2013 atenuar el deterioro fiscal, mantener la inflación bajo 9% y atender los problemas de competitividad, sostienen analistas.

Esos son los principales desafíos avizorados por los nueve expertos que participaron en la Encuesta de Proyecciones Económicas 2013 de El País.

Si se ordenan los pronósticos de menor a mayor y se toma el del medio (la mediana), de la encuesta se obtiene que el Producto Interno Bruto (PIB) crecerá 3,9%, la suba de precios al consumidor será de 7,5%, el resultado fiscal será un déficit de 2,4%, el desempleo alcanzará a 6,5% de la población económicamente activa y el dólar cerrará 2013 a $ 20. Si se considera el promedio de las respuestas los resultados no son muy diferentes.

La proyección de PIB arroja un escenario de expansión a un ritmo algo menor al actual, aunque algunos analistas prevén un crecimiento mayor, ya que las respuestas oscilaron entre 3,4% y 4,5%.

La inflación en todos los casos superará el techo de la meta oficial (de entre 4% y 6%), con una estimación mínima de 7% y una máxima de 8,3%, aunque así sería menor a la actual (9,03%). Este es uno de los indicadores macroeconómicos que más preocupan, junto con el tipo de cambio. Si bien a los analistas les preocupa el "bajo" nivel del dólar, de todos modos prevén que la divisa cierre 2013 entre $ 19,20 y $ 21, por encima de los niveles actuales.

Además, creen que el deterioro de las cuentas públicas seguirá en niveles altos. La respuesta más pesimista arrojó un déficit de 3,5% del PIB y la más optimista fue de 1,5% del PIB.

En cuanto al mercado laboral, los economistas en general esperan una leve suba del desempleo promedio, con una estimación máxima de 6,8%, aunque la mínima fue de 5,9%.

Esas estimaciones de los analistas se distancian de las que expuso el equipo económico sobre todo en lo que respecta a inflación y resultado fiscal (ver recuadro).

RETOS."El desafío más importante de corto plazo es atenuar los crecientes desequilibrios que se han ido generando en la economía", dijo Aldo Lema, socio de Vixion Consultores. Se refirió al alto grado de utilización de los recursos productivos, el "desborde inflacionario", la mayor dependencia del ahorro externo y los "problemas de competitividad".

De cara al largo plazo, dijo que el país enfrenta dos grandes desafíos: "reducir las vulnerabilidades y prepararse para un entorno externo adverso" (que podría observarse en la segunda mitad de esta década, indicó) y "elevar el crecimiento potencial" (que "parece restringido" al entorno de 3,5%).

El economista de Equipos Mori, Alejandro Cavallo, coincidió en que el principal reto será "poder administrar satisfactoriamente los crecientes desequilibrios macroeconómicos". Esto es una economía diferente a la de los últimos años, "signada por menores tasas de crecimiento de la actividad económica, expectativas de mayor inflación, deterioro de importancia en la situación fiscal, caída del empleo, tendencia a la apreciación del tipo de cambio real y problemas de retracción de actividad en algunos sectores transables".

Al desequilibrio generado por "el estado de inflación alta con dólar bajo" también se refirieron Horacio Bafico y Gustavo Michelin. Asimismo se refirieron al "escenario de conflictos crecientes con recursos más limitados en el sector privado y fundamentalmente en el sector público".

Para Alfonso Capurro, de CPA/Ferrere, el desafío más importante será "administrar las tensiones derivadas del sistema de precios", tanto para que la inflación se mantenga debajo del 9% como para "minimizar el impacto sobre la actividad económica como resultado de la pérdida de competitividad que hemos tenido desde mediados de 2011 y que probablemente se prolongará en 2013".

El analista prevé que el esfuerzo para contener la inflación recaiga sobre el tipo de cambio, por lo que "el 2013 será nuevamente un año de inflación en dólares elevada para Uruguay y sufriremos una nueva apreciación del tipo de cambio real que afectará nuestra competitividad, y potencialmente podría afectar nuestras exportaciones de bienes industrializados y de servicios".

El socio de Oikos, Pablo Moya, también aseguró que el principal desafío del gobierno en 2013 "será descender el nivel general de precios" y dijo que a ese reto "se le suma la pérdida de competitividad, que comienza a ser un problema".

La economista Gabriela Mordecki, del Instituto de Economía de la Facultad de Ciencias Económicas, afirmó que "el binomio inflación-tipo de cambio real es el principal desafío macro, junto con lograr la disminución del déficit fiscal". También señaló que se deberán atender las tensiones del mercado de trabajo para que los aumentos salariales afecten lo menos posible a la inflación.

CANIBALISMO. Al referirse a los equilibrios macroeconómicos, el economista de PwC Ramón Pampín dijo que un objetivo debe ser "que cada una de las políticas económicas, cada una con sus propios objetivos, no canibalicen los objetivos del resto de las otras".

Sobre la política monetaria, Pampín dijo que se debe "modificar cierta autocomplacencia con que se ha validado el incumplimiento de las metas de inflación" y sobre la cambiaria propuso que las intervenciones en el mercado de cambios se realicen de forma no esterilizada, con cierto apoyo de la política fiscal. Consideró también necesario "evaluar rigurosamente la calidad del gasto".

En cuanto a la política salarial, el economista dijo que se debe "modificar un criterio de priorización de la negociación a nivel agregado y buscar, aunque sea lentamente, converger a un proceso de negociación a nivel de rama-empresa" para así facilitar los acuerdos por productividad.

Por su parte, el economista Juan Carlos Protasi afirmó que se está observando "un gran desajuste entre inflación y tipo de cambio", por lo que "vamos a tener una inflación en dólares importante, del orden del 10%". En este sentido, dijo que "el principal desafío para el próximo año es salir de esa trampa en la que está el gobierno de inflación alta y un dólar bajo". A su entender, ese reto implica contener el gasto público para evitar que el tipo de cambio siga cayendo y los precios sigan subiendo.

El País Digital

Clic en botón Play
para escuchar
la noticia

Te recomendamos las siguentes noticias

Otras noticias de Economía

Comparte     Corrige y comenta
 
El deporte llega a las playas
:: Último Momento ::
El deporte llega a las playas

A lo largo de la costa serán instaladas canchas de vóleibol y fútbol, una escuela de natación, remo y canotaje. También habrá actividades especiales para adultos mayores ..

Escribe tu comentario
[x] CANCELAR
Invitado
Maximo caractéres: 600 (restan: 600)  
Ingrese el código siguiente:

{:arrow} {:biggrin} {:confused} {:cool} {cry} {:eek} {:evil} {:exclaim} {:idea} {:mad} {:mrgreen} {:neutral} {:question} {:razz} {:redface} {:rolleyes} {:sad} {:smile} {:surprised} {:twisted} {:wink}
Ir al inicio