Montevideo: soleado  l  Temp:23ºC  l  Ampliar pronóstico
Inicio   l    Ultimo Momento   l   Edición Matutina   l   Ediciones anteriores   l   Mi registro   l   Contacto
Sábado 04.04.2009, 01:36 hs l Montevideo, Uruguay
Vota por esta noticia:
Desinteresa/No aporta Común/Importa poco  Interesante  Muy Interesante  Excelente/Gran aporte
  Total de votos:
Desinteresa/NoComún/ImportaInteresanteMuyExcelente/Gran 4 votos
Comentarios: 0  | escuchar nota |  | achicar texto |  | agrandar texto |  | enviar nota |  | imprimir nota |
 

Ciudades

Londres debate diseño de Viñoly

Urbanismo. El arquitecto uruguayo es responsable del proyecto más ambicioso de la capital inglesa Críticas, elogios, cambios y mitos del rock rodean la millonaria obra en una vieja central térmica

ANA | PAIS

Una nueva polémica rodea un nuevo megaproyecto del arquitecto uruguayo Rafael Viñoly: la restauración de la emblemática Battersea Power Station, en Londres, acompañada de una "chimenea ecológica" que en el plan original medía 300 metros.

Después de 25 años, la central eléctrica que fue tapa del disco Animals de Pink Floyd, volverá a funcionar. Pero no de la misma forma que en 1933, cuando sus chimeneas blancas empezaron a emitir humo.

En el proyecto de Viñoly, la estación que antiguamente se alimentaba de miles de toneladas de carbón, expulsará sólo vapor de agua, ya que la energía será producida en base a biocombustibles, residuos y otras fuentes renovables.

"El plan de la Battersea Power Station está basado en principios rigurosos de sustentabilidad ambiental, económica y social", explica Viñoly en la página web de su estudio de arquitectos, cuya casa central está en Nueva York.

El montevideano es el responsable del famoso Foro Internacional de Tokio, de la etérea sala Jazz at Lincoln Center en Nueva York, fue uno de los finalistas para diseñar el World Trade Center tras el demoledor ataque del 11 de septiembre de 2001 y está construyendo el nuevo Aeropuerto Internacional de Carrasco.

Ubicado en un área de 15 hectáreas a orillas del río Támesis, el complejo está evaluado en más de US$ 6 billones. La fecha de inicio de las obras es 2012 y su finalización está prevista para 2020.

Viñoly detalla en su sitio: "El proyecto propuesto combina diferentes usos de forma balanceada para asegurar la integración urbana, proveer una nueva solución en el transporte y establecer una estrategia energética que reduce radicalmente el consumo, al tiempo que genera un complemento no contaminante a través del uso de energías renovables".

Además de apartamentos y un hotel de lujo, el complejo tiene un anfiteatro para 2.000 personas -el más grande de Londres-, una escuela primaria y enfermería, entre otros servicios.

Se calcula que 7.000 personas vivirán allí y que otras 13.000 trabajarán. De hecho, sólo durante las obras, se crearán más de 2.500 empleos.

DEBATE. Lo más innovador y discutido del proyecto es la "chimenea" de 300 metros de alto. Se trata de un moderno y lujoso edificio con apartamentos, comercios y plazas cubiertas por una especie de cápsula que los protege de la polución sonora y de las condiciones climáticas extremas.

Pero eso no es todo: esa especie de vivero gigante genera un sistema de ventilación natural que permite eliminar el uso del aire acondicionado. En un día soleado, la reducción de la demanda energética en el edificio puede alcanzar al 67%, aseguran Viñoly y la empresa desarrollista, Treasury Holdings.

"La conservación de la Battersea Power Station junto a la arquitectura contemporánea va a realzar su importancia al yuxtaponer lo viejo con lo nuevo. Los londinenses tienen un apego emocional fuerte con este edificio, pero la mayoría quiere ver algo positivo funcionando allí. Vamos a alcanzar y superar sus expectativas", dijo Rob Tincknell, director ejecutivo de Treasury Holdings Gran Bretaña, a diarios locales.

Sin embargo, las protestas por el contraste visual que se produce entre la elevada chimenea tecnológica y la monumental planta industrial no tardaron en llegar.

El intendente de Londres, Boris Johnson, fue uno de los primeros en oponerse al ambicioso plan que empezó a gestarse en 2007.

Sus argumentos fueron desde el impacto para edificios patrimoniales como el palacio y la iglesia de Westminster y la propia central eléctrica, hasta el cuestionamiento de la chimenea como única forma de evitar la contaminación ambiental.

En una entrevista publicada en junio del año pasado, Viñoly dijo al periódico británico The Architects Journal que "no se puede decir: `pienso que es muy alta`, o `pienso que no es muy alta`. Es tan alta como se necesita".

Y agregó: "La estación eléctrica es grande no por deseo de (el arquitecto que la diseñó, Giles) Gilbert Scott, sino porque los ingenieros la planificaron así. Odié el momento en que lo construyeron, pero ahora todo el mundo habla del edificio como si fuera el Taj Mahal o algo similar".

En otra entrevista, Viñoly respondió a las críticas de la siguiente forma: "Si yo les mostrara las cartas que escribía la gente en la época en que estaban construyendo la planta ¡La gente la odiaba!".

EN BAJADA. De todas maneras, en diciembre del año pasado, Treasury Holdings junto al estudio de Viñoly decidieron bajar a 250 metros la altura de la chimenea.

Dos meses después, presentaron un nuevo proyecto sin este icono, a pesar de que había sido defendido como parte fundamental en la viabilidad del complejo, informó el semanario especializado británico Building Design.

DISCUTIDO DEBUT. El teatro Curve fue la obra con la que Rafael Viñoly debutó en Gran Bretaña. Construido en la ciudad de Leicester, no pasó inadvertido. Y por más de una razón.

Para empezar, su presupuesto original de 26 millones de libras creció hasta 61 millones en la ejecución final, que además demandó un año más que lo planificado. El teatro Curve es una impresionante estructura de acero y vidrio con dos salas de espectáculos. Y desde afuera se ve el interior.

Su original diseño se planteó unificar el espacio escénico y el detrás de bambalinas, desnudando secretos de la puesta en escena teatral con una transparencia desusada, que le mereció críticas, ya no de sus colegas -arquitectos, diseñadores- sino provenientes desde el ambiente teatral y, especialmente, de la crítica.

El Curve "es una revolución en el mundo del teatro", escribió el crítico del diario The Guardian, Steve Rose, que dice que el edificio es la apuesta cultural más "cara", experimental", "sexy" y "arriesgada" en el Reino Unido en los últimos años.

Sin embargo, para el crítico del diario The Times, el edificio de Viñoly es "una gran caja transparente, un "artilugio" que "quita al teatro su misterio, su magia". "Viñoly trata el teatro como una industria, y no como un arte", afirmó The Times, según recogió un cable de la agencia AFP.

"Alguna gente de teatro se quejó de nuestros planes para que se hagan ensayos abiertos que se pueden ver desde fuera del edificio, a través de los vidrios", se lamentó Viñoly, en una entrevista con el propio diario The Times.

Una cosa es innegable, por donde pasa, Rafael Viñoly deja rastros. Y da que hablar.

Un chancho volando

La planta de energía de Battersea se hizo mundialmente famosa a partir de 1977, cuando su imagen ilustró la portada del álbum Animals, del grupo Pink Floyd.

La producción fotográfica para el disco, en diciembre de 1976, incluyó un gigantesco zeppelin en forma de cerdo, inflado con helio, que fue atado entre las chimeneas de la estación. Fue idea de Roger Waters. Según el testimonio en la caja de discos recopilatoria Shine On, la producción contrató a un francotirador para dispararle al cerdo en caso de que se soltara. El primer día no pasó nada. Y el segundo día prescindieron del francotirador para ahorrar unas libras (había 11 fotógrafos trabajando, por ejemplo). Claro que el cerdo se soltó, arrastrado por una ráfaga de viento, y pronto entró en el espacio aéreo adyacente al aeropuerto de Heathrow. Un piloto reportó un cerdo gigante volando y todos los vuelos se suspendieron. Cuando aterrizó le hicieron una espirometría. Un helicóptero policial rastreó al globo suino pero éste voló muy alto y la nave abandonó la persecución. Finalmente, el chancho descendió mansamente en un campo. El dueño se quejó porque había asustado a sus ovejas.

Las cifras

300 Altura en metros que tenía la chimenea ecológica en el proyecto original. Luego fue reducida a 250 metros y ahora se la eliminó.

15 Son las hectáreas a orillas del río Támesis donde se construirá el complejo que incluye el edificio de la Battersea Power Station.

El País Digital

 ¿Encontraste algún error? Comentar esta noticia« volver  
Vota por esta noticia:
Desinteresa/No aporta Común/Importa poco  Interesante  Muy Interesante  Excelente/Gran aporte
  Total de votos:
Desinteresa/NoComún/ImportaInteresanteMuyExcelente/Gran 4 votos
Comentarios: 0  | escuchar nota |  | achicar texto |  | agrandar texto |  | enviar nota |  | imprimir nota |
Compartir:

No salgas a la calle
sin saber de qué se habla...

ASISTENCIA AL USUARIO 903 1986
CLASIFICADOS 400 2141 - 131 | SHOPPING EL PAIS 903 1986
REDACCION IMPRESA 902 0115 | REDACCION DIGITAL 902 0115 int 440 | PUBLICIDAD IMPRESA 902 3061 | PUBLICIDAD DIGITAL 900 2338
Zelmar Michelini 1287, piso 5, CP.11100, Montevideo, Uruguay | Copyright © EL PAIS S.A. 1918-2014